Tankah, another Riviera Maya Real Estate Paradise

CENOTES DE TULUM Y RIVIERA MAYA CLAVES EN LS HISTORIA DE LA HUMANIDAD

oUn nuevo sitio localizado en las cavernas  subterráneas de Tulum, que aportará a la ciencia y al mundo nuevas evidencias sobre la vida humana y animal correspondiente a la Era del Hielo en América, está a punto de darse a conocer, adelantó su descubridor, Alejandro Álvarez, director del Proyecto Espeleológico Tulum. El hallazgo se registró el 10 de mayo de 2007 pero fue reportado por Álvarez y su equipo en 2009 a las autoridades del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH). Al lugar se le llamó “El Hoyo Negro” y podría tratarse de la caverna inundada más grande encontrada en la zona de Tulum, en donde se han hallado sitios como Naharon, El Templo, Las Palmas, El Pitt y Chan Hol, entre otras. En entrevista con EL UNIVERSAL, el buzo especializado explica que la relevancia de “El Hoyo Negro” o “La Trampa Mortal” estriba no sólo en sus dimensiones y antigüedad -acaso mayor a los 10 mil años-sino que ahí se encontraron tanto restos óseos de personas como de animales. “El Hoyo Negro es el hallazgo más grande hasta ahora registrado en la zona. Su magnitud es impresionante. La importancia del sitio es que además de humanos, hay contexto de animales, plantas, actividades humanas como hogueras”, expresa el buzo, quien agrega que es el hallazgo de su vida. El también fundador del BUCEMA, una asociación de buzos que intenta mejorar su comportamiento ético mediante la capacitación e incidir también en la regulación y medidas de seguridad de estos exploradores submarinos, poco accede a revelar detalles del nuevo hallazgo. Comenta que se han firmado convenios con el INAH y National Geographic para explorar la zona y difundir en forma exclusiva y con precisión sus características. Sin embargo, Álvarez subraya que la experiencia le significó un momento “indescriptible”. De acuerdo con su somera descripción, “El Hoyo Negro” es un pozo profundo de dimensiones poco vistas. Hasta ahora cuatro de los cinco esqueletos que han sido descubiertos han sido a poca profundidad; éste sitio sería el más profundo. Álvarez, junto con Franco Atollini y Alberto Nava -integrantes del proyecto de espeleología-ha monitoreado los sistemas de ríos subterráneos más grandes del mundo, que se dieron a conocer en 2007 y que se llaman Aktun Hu, Nohoch Nachich, Sac Actun, Oxbel Ha y Dos Ojos. Sac Actun y Actun Hu se encuentran al norte de Tulum, por debajo del ejido de Jacinto Pat. En tanto, Oxbel se ubica al sur de Tulum, en el ejido Pino Suárez. Esta red de afluentes subterráneos suma poco más de 220 kilómetros explorados y mapeados, es la más extensa del mundo y en ella se han encontrado los restos humanos más antiguos de América. Uno de ellos fue hallado en la cueva bautizada como Naharon; el vestigio fue nombrado como “La mujer de Naharon”, con una antigüedad promedio de 13 mil 600 años; otro fue encontrado en Muknal y se trata de “La señora de las Palmas”, con antigüedad de 10 mil años. Uno más se descubrió en el Templo y lleva por nombre “El hombre del Templo”, con 10 mil años de antigüedad, de acuerdo con los registros del espeleólogo Jerónimo Avilés Olguín, coautor del proyecto “Estudio de los grupos humanos precerámicos de la costa oriental de Quintana Roo”. En la cueva de Chan Hol se ubicó a “El joven de Chan Hol”, con 10 mil años; mientras que en el cenote Pit se encontraron otros restos, con una antigüedad de 13 mil años. En “La Trampa Mortal” u “Hoyo Negro” se encontraron otro tipo de restos humanos. Y finalmente, en la cueva Chan Hol II se localizó a “La Niña perdida de Chan Hol”, esqueleto que se encontraba a mil 70 metros de distancia de la entrada y a 8.3 metros de profundidad y que desapareció en marzo pasado, asunto que es investigado, luego de que la titular de la delegación del INAH, Adriana Velázquez Morlet, denunciara los hechos. Chan Hol II sigue desaparecido En marzo de 2011, el INAH reportó el hallazgo de un cráneo y un hueso largo de humano, así como restos de megafauna prehistórica, entre ellos los de un gonfoterio, en la cueva sumergida “Hoyo Negro”. Según el comunicado del INAH, se trata de un sitio cuya antigüedad podría ser mayor a 10 mil años. Entonces, la arqueóloga Pilar Luna Erreguerena, titular de la Subdirección de Arqueología Subacuática, detalló que los hallazgos de estos materiales corresponden a tres puntos distintos dentro de la misma cueva sumergida y que se encontraron separados a una distancia de entre 20 y 30 metros. El llamado “Hoyo Negro” es parte de un sistema de cuevas inundadas en la Península de Yucatán, donde también se localiza la cueva donde se encontraron los restos de “La Niña robada de Chan Hol” o “Chan Hol II”, un esqueleto de la etapa final de la Era del Hielo, cuyo cráneo y buena parte del cuerpo desaparecieron en marzo pasado. EL UNIVERSAL buscó a la delegada del INAH en Quintana Roo, Adriana Velázquez Morlet, para conocer los avances de la investigación pero no obtuvo respuesta, ya que no fue posible localizarla. Según el espeleólogo Jerónimo Avilés, espeleobuzos de la región están siendo llamados a declarar en torno al caso, pero hasta ahora no se ha registrado mayores avances en las pesquisas. (Abida Ventura)

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s